viernes, 14 de diciembre de 2007

Sufrir



Poema de Ana M. Fernández Vuono



Sufrir es caer a lo profundo desde lo alto.
Es desterrarse de la vida.
Es disolverse en el caos.
Es olvidar el contacto con la magia,
traicionando a la esperanza.
Es no querer hablar con Dios
y soltarse de su mano,
perder el rumbo y conocer el desamparo.

Sufrir es despreciar la plenitud.
Es desoír el llamado del amor,
aniquilando el corazón
en un juego perverso de poder con el dolor,
Es, a la vez, llorar y sonreír,
contemplar en silencio y, pudiendo elegir,
elegir la propia destrucción.

Eso es sufrir.


4 comentarios:

Anónimo dijo...

Què lindo poema Ana!!!
Habìa entrado solo al blog de astrologìa...pero me quedò pendiente èste...La verdad son hermosas las cosas que encontrè aquì....te felicito!!
Me gustò especialmente este poema sobre el sufrir...pues me hizo recordar una època no tan buena en mi vida, que por suerte hoy la recuerdo como algo pasajero que me hizo crecer y aprender a amar la vida...en fin, dicen que todo lo malo deja una experiencia buena y asì fue en mi situaciòn...Aunque nunca supe cùal fue el motivo que me llevò a esa depresión que transité durante un año. Sòlo desde el punto de vista astrologíco logrè comprender que era algo que inevitablemente me tenìa que tocar vivir...
Un abrazo Ana, Roxana (Roxs_M)

Ana M. Fernandez Vuono dijo...

Hola Roxana!! Gracias por tu mensaje, tan profundo y sensible. A veces transitamos por senderos oscuros y en esos momentos, pensar que todo pasa, que todo es transitorio, nos ayuda a seguir manteniendo la confianza en la vida. Y con la astrología, podemos resignificar esos momentos y renacer para seguir el viaje de la vida. Un abrazo enorme!! Ana

Informate On- Line dijo...

Sufrir, como vos decís, es todo eso y esperar pensando en que lo imposible algun día llegará, mintiendose y engañandose a uno mismo sin saber que el tiempo en algun momento llega a su fin.

Muy profundo.

Fernando (http://informateonline.blogspot.com)

Ana M. Fernandez Vuono dijo...

Gracias por tus palabras, Fernando.
Ana